Blog

Así es como Philip Morris sigue «robando» el dinero de los italianos

El mercado del país de la bota es el más rico de Europa. El año pasado los productores compartieron 2800 millardos de euros de facturación.

Pero ¿cuántos impuestos pagaron?

¿Cuánto debería declarar al fisco Yesmoke S.p.A. si vendiese alrededor de 2 mil millones y medio de cajillas de cigarrillos, como hace Philip Morris en un año?

Según el balance, de una facturación de 1446 millones de euros, Philip Morris denunció sólo 53 millones y 320 mil euros de utilidades.

A 3.40 euros Yesmoke ya tendría 500 millones en utilidades, una cifra no comparable a la declarada por Philip Morris.

Pero a un precio promedio de 4 euros, correspondiente a aproximadamente el precio promedio de venta de Philip Morris (que va de los Diana a 3.70 a los Marlboro a 4.40), ¡Yesmoke debería declarar unos buenos 1175 millones de euros en utilidades!

Año Facturación de Philip Morris – Italia Utilidades de Philip Morris – Italia
2003 1.387.077.576 Euros 77.753.095 Euros
2004 1.281.506.921 Euros 26.625.475 Euros
2005 1.313.050.704 Euros 48.260.016 Euros
2006 1.357.603.757 Euros 37.865.887 Euros
2007 1.445.480.930 Euros 53.320.732 Euros

¿Cómo es posible declarar 53 millones, con una facturación de 1446 millones, teniendo en cuenta también que Philip Morris tiene en Italia sólo 300 empleados (casi todos representantes), una oficina alquilada en Roma, y ni siquiera un centésimo de deuda con los bancos?

El sistema de Big Tobacco en Italia

A Philip Morris Italia s.r.l., que no produce ni un sólo cigarrillo en Italia, una caja* producida en sus establecimientos de la República Checa, o en otros países de la Unión Europea no le cuesta 65 euros, como a Yesmoke, sino que le cuesta 280 (doscientos ochenta) euros. ¡Es muy gracioso para cualquiera que trabaje en el sector!
* La caja, o «master case», contiene 50 cartones de 200 cigarrillos

Los 65 euros por caja de los Yesmoke incluyen todo: desde los mejores tabacos hasta los materiales de primera. Son 13 centésimos por cajilla de 20 cigarrillos, que es un costo de producción altísimo. Pero ¡Big Tobacco logra que una cajilla cueste 56 centésimos!

Un cigarrillo de más de 13 centésimos la cajilla es problemático: con las cotizaciones de la bolsa a la vista, no hay tabaco que justifique un costo mayor de 65 euros.

Si Philip Morris produjese un cigarrillo igual a los Yesmoke, con la misma generosidad en la calidad de sus ingredientes, seguramente gastaría menos debido a los grandes volúmenes. Y sin embargo ¡he aquí la sorpresa: 280 euros!

Se dejaron robar todo

Hoy en Italia se venden marcas de sociedades extranjeras, que están trasladando su producción al exterior y que con banales trucos contables no pagan impuestos en Italia.

Big Tobacco literalmente barrió con todo, y ahora goza con la activa colaboración de la AAMS y con toda la «inteliguencia» de este país de gilipollas.

La situación es tan grosera y degenerada, que para evadir casi totalmente al fisco, no hace falta ni siquiera hacerlo a escondidas.

Se roba y punto, sabiendo que los «buenos reclutas» de la Policía Fiscal no se meten, que ningún magistrado se entromete y que Di Pietro se va a quedar en su sitio.

Artículos Relacionados

Conecte con nosotros

Comuníquese con nosotros y seguir nuestras actualizaciones en su red social preferida.